26 julio, 2016 Redacción

La historia del Porsche 911

Comment

Coches Históricos Historia de la automoción

Porsche es una marca de goza de un notable predicamento entre las ‘celebrities’ pero también entre los usuarios anónimos del mercado de vehículos de gama alta. A juzgar por las valoraciones de estos conductores, la marca alemana canaliza como ninguna otra el lujo sobre el asfalto sin dejarse llevar por estridencias estilísticas. De este modo, sus modelos rezuman exclusividad pero cubren las distintas categorías del mercado con una gran solvencia, impresionando por fuera y enamorando por dentro. Hoy nos detenemos sobre la dilatada historia de uno de los modelos más populares de Porsche, el 911, que lleva más de medio siglo fascinándonos.

Una de las grandes curiosidades que envuelven a Porsche es que durante sus primeras décadas de actividad la firma de Stuttgart se especializó en la fabricación de un único modelo, el 356. Saltaba a la vista que, a medida que el mercado automovilístico se expandía a todas las capas sociales, esta política corporativa carecía de viabilidad. A finales de la década de 1950, el duro trabajo de ingeniería secreta en las instalaciones de la firma se tradujo por fin en distintos prototipos. El 695 sería el más notable pero aun así fue incapaz de superar el duro test del mercado, que para entonces bailaba al ritmo de Mercedes-Benz. Era prioritario remover estos cimientos y para ello surgió el 911.

imagen principal

Elegante Porsche 996 Carrera Cabrio disponible en Automóviles Argüelles.

Al igual que otros grandes modelos, el Porsche 911 fue presentado en el Salón del Automóvil de Fráncfort de 1963. El esfuerzo por aligerar carrocería y componentes mecánicos se había traducido en un vehículo ligero, con aires deportivos y una potencia que sorprendía atendiendo a los estándares del momento (130 CV). De hecho, el intento de Porsche de sacar al mercado versiones más ‘light’ fue un sonoro fiasco, mientras que el mismo proyecto pero a la inversa -con más potencia- sí que sedujo al mercado. El 911 S llegaba a los 160 CV, al tiempo que los ingenieros se afanaban en ir aumentando la cilindrada. El Carrera estaba en camino.

En 1972, Porsche volvía a sorprender al presentar el 911 Carrera RS 2.7, que ha quedado para la historia con el sobrenombre de ‘cola de pato’. El diseño deportivo era innegable, agudizado por el característico alerón que le granjeó la inmortalidad y por los impresionantes 210 CV que sacaba al mercado (el 911 Turbo alcanzaría los 260 CV). Este modelo marcaría un fin de ciclo y al año siguiente llegaría la segunda generación del 911, la famosa Serie G. Esta línea, que ocupó las factorías de Porsche entre 1973 y 1989, sigue siendo la generación de vehículos de una misma gama que más tiempo ha mantenido la marca alemana en producción. En 1977, se alcanzaría la barrera de los 300 CV.

imagen principal

Potente Porsche 997 Carrera Coupe de 345 CV disponible en Automóviles Argüelles.

Reinventándose tanto en estética como en materiales, las siguientes generaciones han sido notablemente más breves pero han contado igualmente con la admiración de los aficionados. El interior del vehículo adquirió una importancia inusitada, cuidándose hasta el más mínimo detalle para mejorar la comodidad (las suspensiones y la dirección fueron dos avances considerables en este sentido). 993, 996, 997, 991, 991.2… Las líneas del 911 se han sucedido con gran rapidez en los últimos tiempos e incluso esta denominación ha perdido algo de vigencia. Una versión superdeportiva, el 911 Carrera GT, fue elegida el coche más rápido de 2005 (330 km/h)*. En definitiva, el Porsche 911 es uno icono para la marca y en Automóviles Argüelles tenemos el honor de albergar varias propuestas para los conductores más exigentes.

Tasación gratuita de vehículos

*Lamentablemente, en la actualidad dicho modelo es recordado principalmente por ser el vehículo en el que perdió la vida el actor Paul Walker en 2013.

Deja un comentario