15 febrero, 2018 luismi

Los coches de ocasión como inversión

coches de ocasión Coches Históricos Compra - Venta consejos

Muchas veces se habla de los coches de ocasión como una manera de ahorrar a la hora de comprar un coche de segunda mano, la opción inteligente y más compensada entre inversión y beneficio, hoy vamos a hablar de otro tipo de compra de vehículos de ocasión: la de los clásicos.

Esta compra se diferencia de la primera fundamentalmente en que es una inversión a largo plazo que tiene como intención incrementar su valor, un buen clásico es un valor seguro.

Lo primero  que debemos hacer cuando nos planteamos comprar uno de estos tipos de coches es fundamentalmente es asesorarnos, un profesional nos podrá ayudar a diferenciar un vehículo que simplemente es viejo y por tanto sin valor, de otro cuyo precio esta al alza.

Discernir entre clásico y viejo no es fácil, hay demasiados factores que requieren de un buen ojo clínico y un conocimiento del sector muy definido, un ejemplo: Un mismo modelo del mismo año pero con dos motores diferentes puede tener mucho valor o no tener ninguno, en los clásicos lo importante son los detalles, la información y sobre todo la exclusividad.

Y es que, cuantos menos coches se fabricaron de una unidad mejor… si es una serie especial o si simplemente no quedan nada más que unos cientos en el mercado su valor se incrementa exponencialmente.

El segundo paso es revisar el vehículo con un mecánico especialista en clásicos, y la palabra especialista debe ser tomada en todo su espectro: No sirve entender de coches o mecánica, hay que ser un enamorado de estos coches y contar con años de experiencia.

Por último, debemos valorar el estado del mismo y si necesitaremos someterlo a una restauración, un clásico no es un coche normal, sus piezas pueden llegar a costar miles de euros en el mercado si es que están disponibles y su reparación es un trabajo de artesanía cuyo precio difiere mucho de las manos de un mecánico tradicional, valora siempre el estado y la restauración y a ser posible que un profesional te realice una inspección con su proforma correspondiente para evitarte sustos, si no, es mejor invertir algo más en un vehículo completamente restaurado y dedicarse solo a su mantenimiento, ardua y costosa tarea tanto económica como de tiempo por cierto.

Una vez leídos nuestros consejos ¿dispuesto a invertir en un coche de ocasión? mira nuestros clásicos aquí